Ola de calor… sus riesgos en el campo y la ciudad

1521

En nuestra región el calor extremo se instala al menos hasta el martes. Podemos tener un descanso en temperaturas el día sábado si llegan las tormentas pronosticadas. No será de extrañar que al menos en un par de días las temperaturas superen los 36°.

El calor complica las actividades urbanas y rurales.

En el campo tener extrema precaución con los rastrojos de trigo. Ojo con las colillas de cigarrillos y el típico “asadito”  del campamento de cosecha. Tampoco se deben realizar pulverizaciones con altas temperaturas y baja humedad. Tienen altas probabilidades de fracasar.

En cuanto a la exposición al sol caben las mismas precauciones para quienes están en el campo o la ciudad.

Aclarando primeramente que en este sitio web no tenemos facultad para recomendaciones médicas, sólo transcribimos algunos conceptos de sitios especializados a considerar cuando estamos ante una ola de calor. Consultar a un médico ante cualquier malestar.

En primer lugar, cabe destacar que aunque toda persona puede verse afectada por un golpe de calor, existen grupos de riesgo que deben tomar mayores precauciones: personas mayores, niños, personas que realizan trabajos físicos y expuestos directamente a los rayos solares, enfermos crónicos y ciudadanos que toman muchos medicamentos.

Evitar la exposición solar durante las horas de mayor insolación (horas centrales del día: en el este argentino de 11 a 15 h). Se recomienda no salir durante esta franja horaria y, sobre todo, no realizar actividades físicas.

Es indispensable hidratarse constantemente, es decir, beber antes de tener sed.

Para salir a la calle, usar  ropa de color claro, dado que refleja, y no absorbe los rayos solares.

No comer platos de excesivo aporte calórico.

Los principales síntomas de un golpe de calor serán el enrojecimiento de la piel, el pulso acelerado, dolores de cabeza, confusión, debilidad, calambres musculares, náuseas, vómitos, convulsiones, pérdida de conocimiento.

Compartir

No hay comentarios